El sensor de huella digital de iPhone es hackeado con un dedo hecho de plastilina

Investigadores han probado que los sensores de huellas digitales de los smartphones pueden ser fácilmente engañados con un dedo de plastilina. Muchos fabricantes de smartphones incluyendo Apple apuestan por la tecnología de huella digital para proteger sus teléfonos de los hackers. Un fabricante de China ha demostrado que tan fácil es engañar a un sensor de huella digital. La start-up china en el Mobile World Congress 2016 demostró que puede desbloquear un Apple iPhone a través del sensor de huella digital utilizando Play-Doh.

El presidente de la firma en seguridad móvil Vkansee, Jason Chaikin, creó un molde de su huella digital. Después tomó la plastilina Play-Doh, la presionó en el molde y creó una réplica. Acto seguido Chaikin colocó la réplica en el escáner de huella digital y el dispositivo fácilmente le dio acceso al teléfono. Este hackeo demostrado no es tan práctico para los cibercriminales pero demuestra cuán ingenuamente puede ser engañado el sensor. Además la demostración de Chaikin también resalta la carente sofisticación en soluciones biométricas de hoy en día, no sólo para iPhone, sino en otros smartphones y dispositivos también.

Apple no ha respondido con un comunicado oficial pero ha asegurado lo siguiente en su sección de seguridad en su sitio web:

“Cada huella digital es única, por lo que es raro que incluso una pequeña sección de dos huellas separadas sean lo suficientemente parecidas para considerarlas como las mismas por el Touch ID. La probabilidad de que esto pase es de 1 en 50,000”

Chaikin no le tiene odio a Apple, al contrario le gusta Apple. Ese es el porque él escogió un iPhone para promover su propia patente del sensor de huella digital de la compañía que se encuentra bajo la pantalla del teléfono. Actualmente los fabricantes han tenido que hacer un espacio en el dispositivo para colocar el sensor.

Fuente: http://www.techworm.net/